México en la Digital Public Library of America

La recientemente inaugurada  Digital Public Library of America ofrece el acceso abierto a millones de objetos -no solamente libros, sino también DPLA-Portadamanuscritos, fotografías, registros fonográficos y cinematográficos-, que pueden ubicarse fácilmente mediante búsquedas por año, lugar, formato y tema, e incluso delimitar aún más los resultados con opciones adicionales. Es posible crear cuentas gratuitas de acceso, con lo cual se obtienen recursos adicionales, como “guardar” búsquedas y compartirlas en redes sociales, como Facebook y Twitter.

Cabe señalar que en realidad no se trata de nuevos materiales , sino de la compilación en un sitio central de esfuerzos de digitalización realizados previamente por diversas instituciones, como Library of Congress, HathiTrust y el Internet Archive, así como varias universidades. Por la misma razón, los derechos y posibles restricciones de uso son los mismos de las instituciones de origen. Existe también un acuerdo de colaboración con Europeana, la equivalente iniciativa europea.

Ya conocía varios de estos repositorios, pero otros han sido una agradable sorpresa. Así ocurre, en particular, con las colecciones de estampas, imágenes estereoscópicas y postales existentes en el  National Museum of American History; así como las piezas prehispánicas de Yale University  y Dallas Museum of Art.  En cuanto a los impresos, que resultan siempre tan importantes para los historiadores, los resultados de una búsqueda comienzan a ser nutridos para el siglo XIX, donde aparece buena cantidad de folletería mexicana procedente de la Widener Library (Harvard) y de  la Boston Public Library.

La DPLA es un recurso del mayor interés, y sirve para recordar que, como he comentado anteriormente, no hay nada parecido en México, donde cada institución ha ido por su cuenta. Los esfuerzos de compilación interinstitucional  (como, por ejemplo, la Biblioteca Digital Mexicana, Biblioteca Digital Mexicana del Bicentenario, el Portal México de la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes, y el de Primeros Libros) han procedido sin coordinación entre sí, ya sea por problemas técnicos o por las aparentemente inevitables renuencias (¿o serán vanidades?) institucionales. Como resultado, hay que navegar por diferentes sitios para ubicar algún material, y por la misma razón hay esfuerzos que no reciben la justa apreciación pública. Es algo a lo cual debería darse solución.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s